logotipo mobile lateral
Blog
13/03/2024

Turbo del coche: funcionamiento, tipos y consejos de cuidado

El turbo del coche se refiere al turbocompresor, un dispositivo que aumenta la potencia del motor al comprimir el aire que entra en los cilindros. Este proceso permite que más aire y combustible se quemen en cada ciclo, lo que se traduce en una mayor potencia del motor. 

Es un componente clave que permite que los vehículos sean más potentes y eficientes sin la necesidad de motores más grandes y pesados. 

turbo del coche

Cómo funciona el turbo del coche 

Este componente funciona aprovechando los gases de escape del motor para aumentar la potencia mediante la compresión del aire. El proceso es el siguiente:  

  • Entrada de aire: el proceso comienza con la entrada de aire atmosférico al motor a través del filtro de aire. 
  • Compresión de gases de escape: durante la combustión en los cilindros, se generan gases de escape a alta temperatura y presión. Estos gases son dirigidos hacia la turbina. 
  • Turbina: la turbina es una hélice conectada a un eje que gira libremente. Cuando los gases de escape fluyen sobre la turbina, generan una fuerza que hace girar la hélice y, por ende, el eje. 
  • Compresor: en el extremo opuesto del eje se encuentra el compresor, que está ubicado en la entrada de aire al motor. A medida que la turbina gira, también lo hace el compresor. 
  • Compresión del aire: la rotación del compresor comprime el aire antes de que ingrese a los cilindros. Este aire comprimido tiene una mayor densidad, lo que significa que hay más oxígeno disponible para la combustión. 
  • Mezcla de aire y combustible: el aire comprimido se mezcla con combustible en los cilindros del motor. 
  • Combustión mejorada: gracias al aire comprimido, se logra una mezcla más densa de aire y combustible, lo que resulta en una combustión más eficiente. Esto aumenta la potencia del motor. 

Tipos de turbo 

Existen varios tipos y su diseño puede variar según la aplicación y el motor. Algunos de los más comunes son: 

  • De geometría fija: contiene palas fijas en la turbina y el compresor. La geometría de las palas no cambia, lo que significa que la relación entre el compresor y la turbina es constante. 
  • De geometría variable: este tipo ajusta la geometría de las palas de la turbina para adaptarse a diferentes condiciones de funcionamiento del motor. Permiten un mejor rendimiento a diferentes velocidades del motor y cargas, mejorando la eficiencia y reduciendo el retardo. 
  • Twin-Turbo: el motor está equipado con dos turbocompresores que pueden trabajar en conjunto para aumentar la potencia. Pueden ser disposiciones en serie (uno más pequeño que alimenta a uno más grande) o en paralelo (cada uno alimenta a la mitad de los cilindros). 
  • Biturbo: Similar al twin-turbo, este término se utiliza a menudo para describir un sistema doble donde ambos son del mismo tamaño y trabajan en paralelo. 

 

Mantenerlo en buen estado 

Es crucial para garantizar un rendimiento óptimo del motor y prolongar la vida útil de este componente. Algunos consejos para mantenerlo en buen estado son: 

  • Realizar cambios de aceite regularmente. 
  • Después de conducir a altas velocidades o con carga pesada, permite que el motor funcione en ralentí durante unos minutos antes de apagarlo. 
  • Evitar el sobrecalentamiento del motor y cuidarlo correctamente.
  • Utilizar combustible de calidad. 
  • Evitar arranques y paradas bruscas. 
  • Cambiar regularmente los filtros de aceite y de aire. 
mantenimiento del turbo del coche

Síntomas de avería 

Un turbo en mal estado puede manifestar varios síntomas, y es importante estar atento a cualquier señal que pueda indicar un problema.  

Humo en el escape 

La presencia de humo azul o blanco en el escape puede ser un indicio de que está dañado y está permitiendo que el aceite entre en la cámara de combustión. 

Pérdida de potencia 

Una disminución notable en la potencia del motor puede ser un signo de problema. Esto podría deberse a una fuga, desgaste de las palas o a otros problemas relacionados. 

Ruido anormal

Ruidos inusuales, como silbidos, zumbidos, golpeteos o chillidos pueden indicar una avería.  

Retraso del acelerador

Si experimentas un retraso significativo entre el momento en que pisas el acelerador y la respuesta del motor es un síntoma grave. 

Consumo de aceite aumentado

Si notas un aumento en el consumo de aceite sin razón aparente, podría ser un signo de fuga de aceite. 

Olor a aceite quemado

Si hueles un fuerte olor a aceite quemado, podría ser indicativo de una fuga de aceite.  

Temperatura del motor elevada

Problemas en este elemento pueden causar un aumento en la temperatura del motor. Vigila el medidor de temperatura y presta atención a cualquier aumento anormal. 

Vibraciones inusuales

Vibraciones anormales en el volante o en el pedal del acelerador pueden indicar problemas con el equilibrio de este componente o con los rodamientos. 

 

Si experimentas alguno de estos síntomas, es importante llevar tu vehículo a un taller mecánico para una evaluación detallada. Ignorar los problemas puede llevar a daños mayores y un aumento en los costos de reparación. 

 

Consigue tu coche a tan solo un click
Información al detalle sin compromiso

¡Contacta!
renting coches
Otras noticias que pueden interesarte
Aquí tienes más contenido sobre quieromirenting.es
Coches Eléctricos EV

¿Sabes qué va a ser de los coches eléctricos? Descubre aquí su futuro en…

precio combustibles españa 2024

¿Cuánto cuesta llenar el depósito de mi coche? Estos son los precios del carburante en España en…

Control de Crucero de velocidad

El control de crucero ha revolucionado la conducción, ya que garantiza una mayor seguridad y eficiencia. Descubre aquí cuál va a ser su futuro….

¿Quieres que te llamemos?

Déjanos tus datos y nos pondremos en contacto contigo lo antes posible